Llegó el otoño: Los beneficios económicos de una caldera de biomasa

Inicio / Novedades / Llegó el otoño: Los beneficios económicos de una caldera de biomasa


Llegó el otoño: Los beneficios económicos de una caldera de biomasa

 

¿Es realmente rentable a nivel económico escoger una caldera de biomasa? 

Lo primero que hay que saber es que se puede sustituir cualquier caldera por una de biomasa. La única diferencia sustancial entre este tipo de calderas y una convencional de gasoil o gas es que quema material sólido. De hecho, puede aprovecharse la instalación de otra caldera y el funcionamiento es muy similar: sirve para generar calor.

El ahorro que supone tener una caldera de biomasa se nota sobre todo en el consumo mensual. En datos del Ministerio de Industria, el gasoil se sitúa en 1,088 euros/litro. El kg de pellet en este mismo mes es de 0,23 euros. 

El uso de pellets genera un importante ahorro de, superior al 50% respecto al uso de gasoil.

La inversión en una caldera de biomasa se puede amortizar en 3 años teniendo en cuenta que la subida del precio de los materiales y el coste de los mismos por mes. Esto significa que a partir de este tiempo, el ahorro que supone tener una caldera de estas características se convierte en constante, superando en muy poco tiempo la inversión inicial.

 

Lunes 7 de Octubre de 2019

 

 

 


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar y mejorar tu experiencia de navegacón. Por favor, lea nuestra Política de Cookies si desea saber más. ACEPTAR Más info